La salsa romesco es una de las salsa típicas de la zona de Cataluña en concreto de Tarragona. Es conocida para acompañar a los calçots pero también la podemos disfrutar en una buena parrillada de verduras, carnes, pescados o mariscos.

Como en casi todos los platos cada cocinero pone su toque especial a la salsa, más picante, más ligera o espesa utilizando pan frito o galletas…
En este caso  nosotros os ponemos una receta para acompañar esta rica salsa con unos langostinos a la plancha.

Espero que os animéis a hacer la receta en casa o si tenéis la oportunidad de pasar unos días en Barcelona no dejéis de probar, en algún buen restaurante o hotel en Barcelona, algún plato que tenga esta salsa, que seguro que os gustará.

Romesco con Langostinos

Ingredientes:

24 langostinos
75g de almendras
3 dientes de ajo
1 ñora
4 tomates maduros
Aceite de oliva
1 rebanada de pan frito
2 cucharadas de vinagre
Pimentón
Sal y pimienta
Sal gorda
Perejil picado

Elaboración:
Poner en una sartén los tomates, los dientes de ajo y la ñora a asar. Cuando estén tostados los tomates, pelarlos y triturar en el baso de la batidora junto con los ajos, las almendras, el pan, las ñoras. Ir agregando aceite hasta conseguir la consistencia deseada. Añadir una pizca de pimentón, pimienta, sal y el vinagre. Si os gusta más fina la salsa pasarla por un colador.
Poner la plancha a calentar con un poco de aceite y sal gorda. Dejar cocinar los langostinos unos minutos por cada lado.
Servir los langostinos con la salsa romesco y espolvorear con un poco de perejil picado.

Para aquellos que no sepáis que son los calçots, son una variadad de cebollas tiernas. Los calçots se asan sobre las llamas de sarmientos, mojados en la salsa romesco y se comen con las manos.
Son conocidisimas las calçotadas celebradas en Cataluña a finales del invierno.