El ajo negro comenzó a comercializarse en España hace poco más de dos años. Al principio su precio era bastante desorbitado, pero ahora, en el año 2015, sale mucho más económico, aunque su precio todavía sigue siendo bastante elevado para consumirlo en masa.

Esta tarde lo he comprado en un supermercado Lidl a 2,99€, pero porque estaba con un 25% de descuento con lo cual su precio habitual es de 3,99€ y dentro de la caja, como podéis ver en la foto, sólo vienen dos cabezas de ajo negro.

Destaca porque, aparte de que se puede usar para cocinar en miles de platos, se puede comer crudo puesto que su sabor recuerda a la de la mora confitada.

Según los últimos estudios, el ajo negro es muy eficaz para la diabetes, la hipertensión, el colesterol, para el corazón y para prevenir el cáncer. Además, tiene excelentes cualidades diuréticas, depurativas, antisépticas y antibacterianas.

No lleva conservantes ni aditivos químicos.

En las próximas semanas publicaremos alguna receta que prepararemos con ajo negro. Estad atentos!