Debo reconocer que soy un consumidor habitual de buffets de todo tipo, se come muy bien y a buen precio, y este fin de semana, en el Puente de Octubre, he descubierta una nueva franquicia buffet libre que os recomiendo a todos. Se llama “La parrilla de pollos planes” y todavía no la conocía porque se trata de una enseña valencia que ha comenzado hace poco a expandirse. Así, tiene dos franquicias en Madrid, una Elche y pronto abrirán otra en Barcelona. La que yo probé está ubicada en el Centro Comercial Isla Azul de Madrid.

¿En qué consiste la comida de esta franquicia? Pues, como bien refleja su nombre, en que podrás comer todos los productos que quieras hechos en su parrilla al momento: alitas de pollo, hamburguesas de varios tipos (son muy pequeñitas, os aviso), incluso vegetales, pinchos y brochetas, cazuelas de huevos rotos con longanizas, ensaladas (césar, de pollo, etc…), kebag, lasañas, patatas recién fritas para echarles la salsa que te apetezca (os recomiendo su alioli), algo más me olvido, pero está casi todo.

¿Cuál es el precio de La Parrilla de Pollos Planes? Pues, el buffet libre de comida cuesta 7,99€ los días de diario al mediodía, excepto festivos, y todas las noches y fines de semana al mediodía 9,99€. En este precio no entran las bebidas. Si quieres también barra libre de bebidas y postres, el precio sube 4,99€.

La manera ideal de pedir es solicitar todo lo que te vayas a comer, o bien, parte de ello, si puedes mucho de golpe se te va enfriar y, mientras te lo sirven, tomarte un aperitivo de patatas fritas con alioli, que te las puedes servir tú mismo para ir calmando a tu estómago.

Las bebidas no son caras, nos cobraron por un tercio de cerveza 1,80€ y por un refresco 1,60€.

En definitiva, probar esta franquicia porque, seguro, que no os defraudará.